18.2 C
Alicante
lunes 26 febrero 2021

El ‘castellum’ del Tossal de la Cala arroja un hallazgo excepcional: una inscultura única en los territorios romanos

Te puede interesar

- Publicidad -

El grabado incluye una cara humana y otros elementos tallados sobre una roca

El proyecto de musealización ha prestado especial interés a la protección de la inscultura y a su exhibición de forma segura y accesible

Tras el hallazgo del ánfora fundacional del ‘castellum’ y de numeroso material que ha facilitado a los arqueólogos determinar cómo era la vida en el fortín, el yacimiento del Tossal de la Cala sigue arrojando descubrimientos en las sucesivas fases de intervención. El más relevante hasta la fecha es el descubrimiento de “un relieve de excepcional transcendencia histórica”, según lo ha definido en un informe el profesor de la Universidad de Alicante Jesús Moratalla, director técnico de las excavaciones.

Se trata de una “inscultura”, un grabado que talló sobre la roca hace más de 2.000 años alguno de los moradores de la fortificación romana. La composición está formada por tres elementos reconocibles: un rostro humano, una cornucopia y un falo. Todo ello en un espacio de 57×42 centímetros. No obstante, Moratalla y su equipo creen que esta escena estaría “posiblemente incompleta” puesto que falta “el cuadrante superior derecho”.

La concejal de Patrimonio Histórico y Cultural, Ana Pellicer, ha informado que “este hallazgo se produjo de forma casual en el cerro que sirve de asiento al `castellum’ a finales de enero de 2020 tras un episodio de intensas lluvias”. Según ha ahondado la edil, “desde el primer momento el equipo de arqueólogos nos trasladó que se trataba de un hallazgo muy relevante por su singularidad, puesto que no hay referencias de grabados y relieves de composición similar, paralelos, en los territorios que en su día dominó Roma en época republicana, que es el periodo en el que se inscribe el fortín del Tossal”.

Justamente la excepcionalidad del hallazgo y la necesidad de garantizar su protección ha llevado al Ayuntamiento y al equipo técnico del Tossal de la Cala “a gestionar este descubrimiento con la máxima discreción, comunicándolo únicamente a los organismos competentes, como es el caso de la Dirección General de Patrimonio de la Conselleria de Educación, Cultura y Deporte”.

Desde entonces, en la antesala de la pandemia, “la máxima preocupación de todas las partes ha sido asegurar la protección de la inscultura” que durante todo este tiempo ha permanecido oculta y, a partir de ahí, “buscar soluciones que permitan exhibirla con las máximas garantías sin desligarla del Tossal”.

Así, en el proyecto de musealización incluido en el Plan de Sostenibilidad Turística ‘Benidorm DTI + Seguro’, que está en su fase final, “se ha prestado especial atención a la protección del grabado y a cómo exhibirlo en condiciones seguras y accesibles”; algo que será una realidad en los próximos meses.

- Publicidad -

Actualidad

- Publicidad -

Otras noticias

- Publicidad -